En España, USO es el único sindicato a nivel de todo el Estado, que dispone para sus afiliados y afiliadas de Caja de Resistencia y Solidaridad.

(Nota aclaratoria: La CRS regula tanto las prestaciones -cantidades que no tienen que ser devueltas-, como los préstamos que, en caso de sanción, se deberán devolver una vez resuelto el conflicto con la empresa).

La CRS de la USO es un instrumento de valor incalculable al apoyar económicamente a los afiliados y afiliadas en las situaciones en las que, en el transcurso de su vida laboral, se encuentran inmersos en especiales dificultades, ya sea defendiendo con una huelga sus legítimas aspiraciones y reivindicaciones sociales, económicas y sindicales, o cuando, fruto de represalias empresariales o de errores profesionales de los que nadie estamos exentos, se ven afectados por sanciones o, incluso, despedidos.

La cuantía de las prestaciones a los que el afiliado o afiliada tiene derecho se establecen en función del cómputo de la antigüedad como cotizante. A estos efectos, la antigüedad en el sindicato comienza a contar desde el día en el que se formaliza la afiliación, debiendo tener abonada la cuota correspondiente para tener derecho al préstamo.

SANCIONES Y DESPIDOS

El importe de los préstamos serán el equivalente a la media del salario neto de las tres últimas nóminas (excluidas las horas extraordinarias), estableciéndose el tope del importe en el 300% del Salario Mínimo Interprofesional vigente, tomando como referencia, a los efectos de ese tope, el cómputo anual, esto es, importe mensual del S.M.I. por 14 y dividido entre 12 mensualidades.